Barranco de Furco de Arán (Broto)

barranco de furco

barranco de furcoBarranco cómodo de acceso y retorno, con bastantes y buenos alicientes. Formación flysch, con rincones bonitos y estéticos, vegetación y rápeles bonitos. Ambiente sombrío, preferible con agua (primavera a evaluar y principio de verano). Breve, bueno, fácil y cómodo.

Acceso: Broto, carretera N260 hacia Sarvisé. Desvío asfaltado a la izquierda al pueblo de Buesa. Subir unos cuantos lazos y después de una gran curva a derecha, a la izquierda, norte, sale una pista de tierra en fuerte ascenso al principio que, tras cruzar varios campos nos acerca al río, a la altura de un dique de hormigón. Dejar el vehículo en la carretera (10 minutos de pista andando), bajar al cauce, por un lado u otro del dique, accesible por estar a la altura del río, y al otro lado comienza el barranco.

Descenso: El barranco es corto. El flysch le pone la principal decoración y la vegetación añade el toque de gracia. Buena parte del recorrido se hace bajo un auténtico túnel de vegetación. Pocos rápeles pero bonitos y divertidos.

El comienzo es ya espectacular con dos rápeles que salvan un fuerte desnivel y permiten ganar el circo que se aprecia desde la pista. Tiene la ventaja de mantener el interés, bien distribuido. Recomendable.

Regreso: Terminada la garganta, se llega a la carretera general, por encima de la urbanización y a unos metros antes del sendero que sube a Buesa. Caso de un solo vehículo será preciso ir a buscarlo por el sendero.

Descripción: Flysch. Bonitos juegos de estratos. Longitud 1 km. Desnivel 160 metros. Orientación E/SO.

Período: Elegir época con agua. En pleno estiaje, casi seco.

Material: Dos cuerdas de 30 metros. Neopreno completo. Bien equipado.

Horarios: Acceso, 10 min. Descenso 1.30 h. Retorno inmediato (con combinación de vehículos) o 20 minutos (un solo vehículo).

barranco de furco